Entrevista a Calista Sweet

Soñadora, curiosa e imaginativa, desde muy niña descubre que su herramienta de comunicación más eficaz es la palabra escrita. Estudia Derecho y más tarde, decidida a perfilar su pasión por la escritura, Literatura y Comunicación. Lectora voraz, le apasionan las novelas donde los sentimientos cobran un especial protagonismo y en los últimos años compatibiliza su carrera de escritora con su trabajo como Técnico en el Ministerio de Economía.

Tu libro de cabecera es…

El gozo de escribir, de Natalie Goldberg. Natalie identifica el ser escritor con una forma de vida, “de estar en el mundo”. Al margen de si publicas o no, de lo que puedas vender o de que consigas o no vivir de ello, Goldberg apuesta por ese sentimiento de necesidad de expresarse mediante la escritura que el escritor experimenta. Así es también como yo lo concibo, como un disfrute; las palabras de Natalie constituyen una invitación a crear, a dejar que la imaginación fluya. De vez en cuando vuelvo a las páginas de este libro que me recuerda por qué escribo.

Una frase que defina tu filosofía de vida como persona y como escritora…

El éxito no es un accidente. Es trabajo duro, perseverancia, aprendizaje, estudio, sacrificio, y lo más importante de todo: amor por lo que estás haciendo o aprendiendo a hacer (Pelé).

¿Qué libro es el último que has leído?

La ecuación del amor de Helen Poang.

Un libro o autor que no podemos dejar de leer es…

La mayoría de los firmados por autores autóctonos. Estamos en una época floreciente para el género romántico nacional, un momento de diversidad y calidad que no hay que dejar pasar para descubrir grandes talentos.

¿De dónde surge la idea de escribir una novela romántica?

Siempre he sido lectora de romántica y siempre he sido escritora. Alguna vez tenía que ocurrir, que se aunaran ambas inquietudes. Aunque el empujón me lo dieron mis hermanas: ellas me pidieron que escribiera una novela romántica así que a las dos podemos echarles la culpa.

¿Crees en el amor para toda la vida?

Creo en el amor. Puede ser un amor para toda la vida, o dos o tres amores, cuatro… mil amores para una sola vida. No hay fórmula ni mejor opción, porque cada uno debe vivir el amor a su manera, lo importante es disfrutarlo el tiempo que dure y vivir cada amor como si fuera el primero y el último.

Destaca una cualidad principal de cada una de tus novelas:

No me digas que no será siempre mi primer amor ya que supuso mi estreno como autora romántica y por eso le tengo un especial cariño. Solo una aventura ostenta el privilegio de haber sido la ganadora del I Premio Romantic, y es la más divertida y alocada. Y, de repente, un beso destaca por plantear una relación muy intensa que se fragua con el paso del tiempo. Además está contada desde la perspectiva del chico, y esto la hace muy atractiva. Mi sol, mi luna es la más tierna y Luna, la protagonista femenina, es una delicia y todo el mundo se enamora de ella, pues tras su aparente fragilidad esconde una fuerza única. Nada que perder es la más rompedora, porque al romance añade un importante componente de fantasía y otro igual de importante de aventura. También diría que es la más exótica, al tener como escenario principal la Gran Barrera de Coral australiana. Y, por último, La leyenda de la mariposa azul supone una apuesta potente, porque introduce una temática social que invita a la reflexión, se desarrolla en un entorno precioso y la ambientación es extraordinaria. Su estructura se sale de los convencionalismos de la novela romántica, aportando nuevos matices. Creo que va a sorprender porque trasciende todos los tópicos.

¿Dónde escribes? ¿Tienes un lugar concreto donde trabajar o por el contrario te inspiras en cualquier lugar?

Me inspiro en cualquier lugar. Es una cuestión de disciplina y sobre todo de tiempo. Siempre llevo conmigo trozos de papel, folios… donde anoto ideas e incluso desarrollo capítulos si se da la circunstancia. Aunque “mi puesto de trabajo” como escritora se encuentra donde mi ordenador esté, y eso suele ser en casa, sentada en una habitación con ventanas a la calle y escoltada por una librería de mampostería que llega hasta el techo, donde se alojan la mayoría de los libros que poseo.

Cuando vas a comenzar a escribir ¿dejas que fluyan las ideas libremente o planificas previamente todo?

Un poco de cada. Parto de una planificación previa… ¡para los primeros capítulos! Después me dejo llevar, aunque suelo detenerme y sentarme a volver a proyectar de cuando en cuando, para orientarme e intentar tomar las riendas de la historia. Procuro ser disciplinada en lo que se refiere a trazarme un camino muy concreto, pero pocas veces lo consigo porque en el fondo me gusta la sensación de echar a volar la imaginación. Resulta más divertido.

¿Qué autores han influido a lo largo de tu vida a la hora de escribir?

Tengo referentes muy variados, y no solo en narrativa, ni siquiera solo en literatura. Géneros como el teatro, el cine, la música, han establecido las bases de mi escritura. He leído mucho y trabajado a fondo los textos, desde el colegio y después también en los diferentes cursos de creación literaria, teatro y guion que he realizado. Cuando estudié Literatura y Comunicación tuve la oportunidad de investigar y profundizar en muchos temas, de volver sobre los autores, sus trabajos, su evolución, su contexto. Supongo que el conjunto de todas estas cosas ha influido en lo que soy ahora y en lo que escribo.

¿Te inspiraste en alguna persona real para crear algún personaje?

En mis dos últimas novelas, Nada que perder (Terciopelo Editorial) y La leyenda de la mariposa azul (ClickEdiciones) sí que lo he hecho, ponerme un referente físico para visualizar ciertos gestos, miradas… Digamos que he tenido mis “musos” por primera vez y ha resultado enriquecedor porque me ha ayudado a concretar y me ha facilitado el trabajo, ya que podía “verlos” e imaginarlos en acción. Antes de eso, también ha habido anécdotas reveladoras, personas inspiradoras, situaciones reales susceptibles de ser trasladadas al papel. Hay que aprovechar la experiencia.

¿Con qué problemas se encuentra un escritor novel a la hora de publicar su novela?

La primera y más importante, superar la barrera del miedo. Enfrentarse a sí mismo, atreverse a destaparse. Qué hacer con la obra, ¿dónde la envío? ¿Con quién la publico si nadie me conoce? Conseguir credibilidad, hacerse con un público objetivo, generar interés. Todo eso requiere de un proceso largo y dificultoso. Pero cuando hay vocación y ganas, los pasos son siempre hacia delante.

¿A qué tipo de público van orientadas tus novelas?

Todos los públicos. Mis novelas son para personas que disfrutan de la lectura y buscan buenas historias. Comedia, intriga, fantasía romántica, temática social. No me pongo límites a la hora de escribir y por el mismo motivo no me gustaría dirigirme a un público concreto.Escribo para todos los lectores sin establecer categorías.

¿Tienes algún proyecto nuevo entre manos?

Estoy terminando el siguiente libro de la serie de los hermanos Ramírez, que empezó con Solo una aventura (Carolina) y siguió con Mi sol, mi luna (Nahuel). La novela en la que estoy trabajando ahora cuenta la historia de Román, el benjamín de la familia. En cualquier caso son novelas de carácter independiente, autoconclusivas, aunque estén relacionadas entre sí porque los personajes que aparecen son miembros de una misma familia.
También estoy concretando un par de ideas para próximas novelas, una del estilo de Nada que perder (fantasía romántica) y otra en la línea de La leyenda de la mariposa azul. Ahora solo falta encontrar el tiempo.

Muchas gracias por ofrecerme tu espacio para dar a conocer mis novelas. Espero que muchos lectores se animen a dar una oportunidad a mis historias, que sueñen con ellas y que las comenten. El feedback es fundamental para estimular al escritor. ¡Besos a montones!

1 comentario

  • […] poco que publiqué una entrevista a Calista Sweet, la autora de Nada que perder, la novela de la que os voy a hablar hoy publicada por […]

    Responder

    Nada que perder | Leemos Juntos 24 junio, 2019, 12:04 am

Acepto la política de privacidad

¹ Todos los campos son obligatorios.
² Tu correo electrónico no será publicado.